Al final sólo quedará Hulk

La propuesta de Marvel: "The End", pretendía ser la serie que definiría el final de los personajes más carismáticos de la casa de las ideas mostrando sus últimos momentos antes de diñarla. Una idea ciertamente interesante pero con un valor "histórico" nulo, pues la continuación de las series normales de los superheroes, la convierten en un macabro "What if" sin ningún valor añadido. Nada de la serie definitiva. Ni siquiera la de Onslaught lo fue.

A mis manos sólo llegaron dos números, uno muy ñoño sobre Lobezno, del que no pasé de la tercera página, porque estaba en inglés y me cansé de ver nieve, y el ejemplar dedicado al gigante verde americano que más veces ha cambiado de color: Hulk, o la masa para los admiradores de Lou Ferrigno.

La historia, de la que no desvelaré nada, pues es un comic que recomiendo, equipara al cabreado superhombre con el titán Prometeo, plantea una cuestión importante sobre el sentido de la inmortalidad y pone punto final a la eterna lucha Banner-Hulk, la única importante para él, pues todas las demás: contra Lobezno, La Cosa, Abominación y tantos otros, no han sido más que escaramuzas molestas, como las que mantiene con los insectos que tratan de devorarlo en este epitafio apocalíptico.

Y es en esta lucha entre hombre y monstruo, tan vieja como el ser humano, sobre la que radica el éxito del personaje. Pues es este desafío entre nuestra razón y el instinto primario y salvaje que anida en todos nosotros, el que nos hace seguir adelante y avanzar paso a paso. Ahí donde cualquier hombre racional se daría por perdido, aparece el Hulk de nuestro interior que nos grita para que sigamos luchando, que ruge, lucha por tomar el control de nuestro cuerpo y amenaza con una explosión de furia, una tormenta de destrucción que acabe con todo, para al final, prevalecer sobre las dificultades. Porque no hay nada más fuerte que Hulk, ni siquiera la muerte.

Mr Roboto siente... frío.

4 comentarios:

  1. A ver si le hinco el diente, por cierto ¿Quien ganaría en un combate a muerte entre Hulk y Wario?

    ResponderEliminar
  2. ¡¡El que logre saltar la salchicha en menos de 10 segundos!!

    ResponderEliminar
  3. Tiene años ya este cómic.
    No me acuerdo muy bien del final; sólo del tema de los insectos, y que me dejó buen sabor de boca.
    Me has dado una idea para esta noche: revisar mis tebeos para releerlo.

    ResponderEliminar
  4. Si, es de 2002. Suelo ir con aproximadamente 5 años de retraso respecto a la sociedad. Mantengo una lucha contra la modernidad que me sirve de criba para evitar bodrios. Gracias a eso he evitado perder el tiempo viendo Watchmen, aunque no funciona al 100% :P
    Gracias por la visita!!!

    ResponderEliminar

Con la tecnología de Blogger.