El club literario de Mr Roboto

Como le sucede a la mayoria, cuando escucho el nombre de George Orwell, me viene a la cabeza sus dos grandes éxitos: "Rebelión en la granja" y "1984". Siempre pensé que su carrera como escritor habia sido poco fructifera en cuanto a volumen de publicaciones, por eso cuando vi en los estantes de la biblioteca, actualmente bajo la égida de la morena cañón, "Matar a un elefante y otros escritos", del citado autor inglés, la curiosidad me llevó a apartar un tratado sobre la mente femenina y me lo llevé a casa. Tendria que esperar un par de semanas más para entender a las mujeres.

Como ni siquiera me molesté en leer el pequeño resumen de las tapas, esperaba encontrar una serie de relatos metafóricos al estilo de "Rebelión..."; sin embargo, lo que tenia entre manos era un compendio de los diarios que Orwell escribió en los primeros años de la 2ª guerra mundial, distintas columnas de opinión que escribió durante los últimos años de la contienda, y breves ensayos sobre la guerra civil española, donde combatió hasta el 37, entre otros.

Declarado no apto para servir en el ejército, Orwell sobrevive como puede en el Londres amenazado por una invasión germana. Son malos tiempos para alguien que se gana la vida escribiendo. En el albor de la conflagración que sacudiria el mundo, él cree ver el germen de lo que será una próxima revolución de los trabajadores en Inglaterra, hecho que, pese a que he leido bastante sobre aquella guerra, no he visto mencionado en ningún otro libro. Es por ello que inicia un diario, en el que analizar los acontecimientos que se desarrollan día a día.

Sus predicciones sobre el futuro, son con frecuencia poco acertadas, y poco a poco la creencia de que surgirá una revuelta obrera se va diluyendo bajo las bombas de Hitler, que asolan la capital.

Sus diarios, con todo, nos descubren a un Orwell coherente con sus ideas, con los pies en el suelo, que conoce a la perfección la realidad que le rodea y con una capacidad crítica más allá de su filiación política. Un hombre que deberia inspirar a los fanboys de hoy, que renuncian al debate, en pos de ayudar a los suyos incondicionalmente, lo que propicia la muerte de las ideas y nos acerca peligrosamente al futuro totalitario visto en 1984.

En sus columnas, se descubre en el escritor un visionario que prevee una guerra entre bloques, de baja intensidad, cuando los aliados aún hacen frente al nazismo; que se lamenta de que pese a que el mundo está más conectado gracias a las nuevos medios de comunicación, las dificultades para viajar a otros paises aumentan; que no se escandaliza porque las chicas de catorce años se maquillen para aparentar ser mayores, porque es algo que ha ocurrido desde siempre, que llama la atención sobre el problema demográfico y el reparto de los recursos...

En fin, nos muestra que existen incontables similitudes entre nuestra época y la suya, pese a que han pasado más de sesenta años. Libro recomendado a todo aquel que quiera descubrir a este excelente escritor.

2 comentarios:

  1. Gracias por la recomendación, guapetón. Como tú, de Orwell sólo conocía las dos obras que mencionas al comienzo. Inquietantemente lúcidas. ¿De modo que era un visionario también cuando se decidía por lo real?
    Un besote.

    ResponderEliminar
  2. Si, si, supo ver mejor que muchos, hacia donde se dirigia el mundo de postguerra, una pena que muriera tan pronto.
    Un beso guapa!!

    ResponderEliminar

Con la tecnología de Blogger.