Great Scott!

Dicen que Internet es para el porno, pero no solo ha salvado la vida sexual de millones de pajeros, también ha hecho mucho por los amantes de los cómics, aunque suene redundante. Por ejemplo, con sendos archivos de tebeos de la llamada Golden Age del cómic estadounidense, que tuvo lugar en las décadas de los 30 y los 40, así como de la Silver Age.

Nada de superhéroes de la Marvel o DC más preocupados por su identidad sexual o las facturas del dentista, que por dar de mamporros a los villanos y disfrutar con ello. Cómics bélicos, de ciencia ficción, westerns espaciales... la lista es interminable.

En Comic Book +, concretamente son casi 25.000 tebeos los que se pueden encontrar, en distintos idiomas, incluido el español, aunque con predominancia de los escritos en lengua inglesa. Por desgracia en algunas colecciones no están todos los números disponibles. Así, me quedo sin saber cómo termina la Tercera guerra mundial, que estalla en el cómic "Atomic War!".

Este es un cómic tremendamente interesante si os gusta la historia. Dibujado en 1953, con la guerra de Corea sin un final claro, al principio de cada ejemplar se puede encontrar publicidad para comprar bonos de guerra con los que sufragar los enormes gastos de la contienda.

No es este el único título que trata la posibilidad de una confrontación bélica con los soviéticos. Así, encontramos el más propagandístico "World War III" o "Atom-Age Combat". Rasgos comunes en estas historias son el inicio de las hostilidades por parte de los rusos, que engañan a los confiados americanos con propuestas de paz, un primer ataque con armas nucleares limitado a un puñado de ciudades, entre ellas Detroit, a la que se retrata como una ciudad próspera y poco menos que faro de América, y cierto desprecio por el frente europeo, que se trata sin la importancia que hubiera tenido en la realidad.

Es curioso ver cómo pese a que profetizan varios adelantos en la tecnología militar, como los aviones de despegue vertical, la visión remota del campo de batalla con imágenes o el uso de ICBMs (aunque esto no era muy dificil de imaginar), en otros temas fallan estrepitosamente, como en el envío al espacio del primer hombre en 1972, y que finalmente resulta ser ¡un enano! porque son los únicos cuyo peso es capaz de llevar un cohete.

Como curiosidad, quedan también los anuncios de fajas para hombres y aparatos para perder peso, algo que pese al discurrir de las décadas, no ha cambiado nada.

Y si no habéis quedado saciados de literatura pulp, existe otra página, la Digital Comic Museum, donde encontrar centenares de tebeos más.

Lo mejor, tanto en una como otra página se pueden leer los cómics online, y si te registras, los puedes descargar sin cargo alguno. Así pues, que le den al Thor travelo, al Capitán América negro y a todos los sacacuartos de la "Tin Age".

2 comentarios:

  1. Que buen "comic de anticipación"!!! y de todos es sabido que los enanos son el futuro, ¿Acaso no sabeis quien pilota los drones de Amazon?, por no mentar las fajas masculinas, que tan llevadera me estan haciendo mi hernía discal. Bravo una vez mas!

    Aabrazos amigo!

    ResponderEliminar
  2. Jajajaj enano es la profesión del futuro!!! Espero que te mejores pronto de la hernia!!
    Un abrazo!!!

    ResponderEliminar

Con la tecnología de Blogger.