Poutine Roboto

La Poutine es un plato típico quebecois inventado a principios del siglo XX por alguien a quien le sobraban patatas y queso. ¿Cómo es que ese alguien tenía excedente de queso en este país donde por una cuña de Gouda te clavan una idem de 15 dólares? Ahí es cuando entra de lleno la leyenda. Cuando llegué todo el mundo denostaba dicho manjar por la pringosa y en ocasiones (según donde vayas) repugnante presentación del plato, por lo que me resistí a probarlo hasta bien entrada mi estancia aquí. Y no podía haberlo hecho en mejor sitio, pues en este pueblo se encuentra el tercer mejor restaurante de todo Quebec si de comer poutine se trata. Hay tantas variedades de poutine como restaurantes de comida existen, así que harto de dejarme medio sueldo en el Mon Oncle, decidí probar yo mismo suerte. Y de varias horas de experimentación en la cocina de casa, ha surgido mi propia receta.

Ingredientes:
. Patatas fritas (a gusto del consumidor)
. Queso de cualquier tipo aunque recomiendo Cheddar o Gouda (a gusto del consumidor)
. Bacon (a gusto del consumidor)
. Salsa de Poutine (o en su defecto salsa de carne)

Elaboración:
. Se frie el bacon y se aparta en un plato donde se recubre con un poco de queso.
. Se frien las patatas y cuando esten casi listas se añade el queso para que se funda rápidamente.
. Se vierten las patatas sobre el bacon recubierto de queso.
. Se riega con un chorreón de salsa de poutine las patatas mezcladas con el queso sobre el bacon recubierto de queso.
. Se mezcla todo y voilá Poutine Roboto al instante.

Como veis, que nadie espere adelgazar con esta receta. Lo bueno es que es tan sencilla que hasta un mono podría hacerla. De hecho fue mi chimpacé Aurelius el que la cocinó por primera vez.

5 comentarios:

  1. Esto es una especie de bacon cheese fries del Fosters, ¿no?
    Me han dicho que no engorda nada, tu receta XDDD Eso sí, joer qué hambre me ha entrao.

    ResponderEliminar
  2. Si algo parecido, pero la diferencia está en la salsa y en el queso, que nunca he probado el del Fosters pero si no suena al masticarlo, no es el mismo :P Y bueno, engordar, engorda, pero te quedas a gusto :)

    ResponderEliminar
  3. Lo importante de esta vida es quedarse a gusto; Apuntame un plato!!!
    Abrazotes!!!

    ResponderEliminar
  4. Uuyuyuyuy la enfermera tomatera opina... digo, que estás hecho un hombre de provecho. Un beso guapísimo, un año de estos que no esté a dieta lo hago =)

    ResponderEliminar
  5. Pues si Tortlon, lo importante de la vida es eso, y el bacon :)
    Gracias Eriwen! pero creo que ni un millon de años aqui me harian un hombre de provecho :P
    Besos y abrazos!!

    ResponderEliminar

Con la tecnología de Blogger.