Movida promovida por el ayuntamiento

Los que tuvieran la desgracia de ver alguna de las galas nocturnas que se emitían hace años en la televisión pública, tal vez recuerden la robusta figura de un chaval moreno con gafas que no podía esconder que era andalú en cuanto abría la boca. En un principio hasta a mi, que soy paisano, me costaba entenderle, pero acudió a unas clases de dicción y le dieron un espacio en Canal 2 Andalucía, el segundo canal autonómico de la comunidad, en el que os recomiendo ver Kochikame todas las noches a las 21.

Colgados con Manu, que así se llama el anteriormente indescifrable personaje, es un programa ameno, dentro de la pobre oferta del resto de canales, que se emite los miércoles, mucho antes de Muchachada Nui. Consta de un par de entrevistas breves, la aparición de la maga Inés y sus escotes, El Sevilla y su espesa verborrea y la esporádica colaboración de Valerie Tasso y su experiencia vital (es la de Diario de una ninfómana)

Una de las invitadas del último programa fue la inolvidable Olvido, conocida por el toponímico nombre de Alaska. La entrevista fue la típica que se le hace a una artista de promoción. No tocaron el tema de la cámara de acondicionamiento de Alaska, cuyos planos fueron robados a Darth Vader (los que la hayan visto al natural sabrán de que hablo), pero si que en un momento dado, la mexicana dijo algo en lo que nunca me había parado a pensar.

Ante la pregunta de que si se nos había vendido a las jóvenes generaciones, el hecho de que la movida madrileña fuera el paradigma cultural por antonomasia, respondió que habíamos sido nosotros, los que hemos llegado detrás, los que habíamos encumbrado a aquel movimiento.

Nadie se ha parado nunca a analizar aquella época en Madrid (al menos nadie que yo conozca) Como decía Alaska, en esos primeros años 80 en la capital, se juntaron un grupo de artistas de toda España con el fin de hacerse escuchar, pero no necesariamente tenían que tener algo en común mas que la disciplina que practicaban.

Hay que poner las cosas en perspectiva. Hasta entonces, debido a la dictadura y otros factores, Teddy Bautista podría haber recorrido España saltando de un páramo cultural a otro. Llegó la transición, la democracia y las mujeres en top less y aquella juventud con inquietudes que empezaba a respirar libertad, se puso las pilas, comenzando a salir grupos como setas, revistas como 1984, películas de Almodovar...

Aquello terminó o no, porque si bien Madrid dejó de ser el principal foco cultural en el que todo el que quisiera ser alguien debía estar, la cultura en si se extendió por toda la península gracias a la mayor movilidad de la que disponemos y a las tecnologías de la información mediante las cuales, un artista de cualquier disciplina puede hacerse notar en todo el país o el mundo incluso.

Hoy día tenemos los blogs, instrumentos musicales al alcance casi de cualquiera, la gente se dedica a la pintura, la escritura y permanece en contacto por medio del Messenger o los correos electrónicos o quedadas en distintas ciudades...

De la unión de Buñuel, Lorca y Dalí nació "Un chien andalou", una paranoia delirante que no sirve ni para adiestrar perros guardianes, pero bueno, con semejante trio no podía salir algo inteligible. Desconozco si este tipo de asociaciones, entre anónimos artistas al menos, se producen en estos momentos, pero seria una pena que no se pudiera aprovechar la interconexión que permite Internet, para crear nuevas obras de arte, nuevas formas de expresión y sobre todo que se dieran a conocer a la gente que sigue añorando un tiempo en que las hombreras y el pelo cardado dominaban la Tierra.

Hay vida más allá de Ramoncín.

4 comentarios:

  1. Que razón tienes, podriamos crear alguna vanguardia de esas, realizar "performances" en bolas descuartizando muñecos de bob esponja...o mejor, opinando en "mira quien baila"!!!

    Saludotes!!!


    P.D.:Alaska Vader, se veía venir, jejejeje.

    ResponderEliminar
  2. Ya te digo, lo de bob esponja estaria bien. Y no sólo él, sino los muñecos de todas las series de dibujos animados desde finales de los 90 a la actualidad!!!

    El que no vea el parecido de Alaska con Darth Vader cuando se quita el casco ante su hijo Luke, es que no ha visto a la verdadera Alaska!!!
    Abrazos!!

    ResponderEliminar
  3. Oye, formemos unión artística! Yo me pido Lorca xD

    ResponderEliminar
  4. Yo me pido Dali, por eso del bigote y de que estaba colgado :P

    ResponderEliminar

Con la tecnología de Blogger.